Reactivación Laboral: Desconfinamiento sería pieza clave de esta alza

Foto:      www.mariajesussoto.com.

El empleo subió un 15,2% en comparación a julio del año pasado, lo que también permite tener una baja en la situación de desempleo actual del país.

El martes 31 de agosto el Instituto Nacional de Estadística (INE) liberó el informe con la tasa de desocupación en Chile en relación a los meses de mayo, junio y julio del presente año, el cual arrojó que un 8,9% de chilenos y chilenas se encuentran con esta condición.

En comparación con el mismo indicador correspondiente a los meses de abril, mayo y junio, en aquel periodo se señalaba una tasa de desocupación igual al 9,5%, por lo que estaríamos ante una positiva baja en los recientes meses.

Las señales de esta baja de desocupación tendría sus orígenes en lo que sería el mejor mes que ha experimentado el mercado laboral en este año, por lo que tendría a julio y su retiro de las medidas de desconfinamiento en gran parte del país como las razones principales de esta alza de ocupados, el cual se estima ha llegado al 15,2% en los últimos doce meses.

Los sectores que más se han visto beneficiados son el de la construcción con un 48,7%, el comercio con un 17,7% y el transporte con un 24,8%. Con un fuerte aporte de estos sectores, se estima que en julio se crearon cerca de 111 mil nuevas plazas laborales.

Sin embargo, las principales bajas de puestos laborales se pueden encontrar en aquellas relacionadas con actividades financieras y de seguros con un -6,8%, servicios administrativos con un -2,9% y el sector de la administración pública con un -0,5%.

Al alza es posible encontrar también aquellos que han preferido trabajar por su cuenta, creciendo un 37,5% el número de personas que se encuentran trabajando de esta forma, lo que se explicaría debido a que fueron el sector que peor lo pasó durante los complejos meses del inicio de la pandemia por el año 2020. Mientras, en la vereda opuesta, aquellos que se han mantenido como asalariados formales han crecido un 8,6%. 

Al momento de atender la situación en relación al sexo, la mayor alza en los puestos de trabajo la han registrado las mujeres con un 15,6%, seguido de cerca por el 14,9% que representa el alza laboral de puestos tomados por hombres. En esta materia es una noticia positiva hasta cierto punto, ya que si bien las mujeres se han logrado reintegrar, el empleo femenino sigue siendo el más rezagado con más de 500 mil puestos perdidos durante esta emergencia sanitaria, lo que las coloca en un 41,2% de tasa de ocupación, muy apartado del 48,3% registrado por febrero de 2020, mucho antes que la pandemia causara estragos en suelo nacional.

Por tal, el desempleo ha logrado pasar de un 9,5% a un 8,9%, disminución positiva, pero que merece de resguardos cuando un 26,9% pertenece a la ocupación informal, donde el 38,9% se encuentra ocupado en trabajos informales y un 54,5% son trabajadores por cuenta propia.

Confianza en el proceso de vacunación y los resguardos propios que hay que tener ante esta pandemia, así poder mantener las Fase 4 de Apertura a lo largo y ancho del país, de modo de avanzar al desconfinamiento definitivo y una mayor reactivación económica.

Deja una respuesta